motivar a leer a los niños

¿Cómo Motivar a tu Hijo/Hija a Leer?

¿Cómo Motivar A Tu Hija/Hijo A Leer?

Psicóloga Vanessa de Quantum Hill.

Hagamos una encuesta rápida: ¿En qué categoría está tu hijo?

a) ¡Ama leer!
b) Podría tomarlo o dejarlo.
c) Realmente no le gusta leer.

Nuestro objetivo, y supongo que también es tu objetivo, es llevar a tus hijos a la primera categoría.
Pero, ¿qué puedes hacer si tu hijo no está motivado para leer?
En realidad, hay muchas cosas que puede hacer para alentar el amor por la lectura, pero primero, hagamos un trabajo de detective.motivacion niño leer

¿Por qué a tu hijo no le gusta leer?
Antes de trabajar en motivar a tu hijo, es útil comprender por qué se resiste a leer en primer lugar.

¿Qué escenario representa a tu lector resistente?
¿Niño frustrado?
“¡Leer es difícil!”

Probablemente no elegirías el trabajo duro como una actividad de ocio, y eso también es cierto para tu hijo. Si leer es difícil, probablemente no le resulte interesante o agradable.
Si tu hijo es un lector con dificultades, echa un vistazo a por qué podría ser así. ¿Tiene problemas con la fluidez o tiene lagunas en su conocimiento del fonograma? Tal vez está luchando porque está adivinando palabras o no ha desarrollado fuertes habilidades de vocabulario. Incluso es posible que tenga dislexia u otro desafío de aprendizaje. Pero sea cual sea la causa, si tu hijo siente que leer es demasiado trabajo, comienza por identificar y abordar sus áreas de debilidad. A medida que se convierta en un mejor lector, disfrutará leer mucho más.

“¡Leer es aburrido!”

Para algunos niños, leer no es difícil, pero tampoco es interesante. Puede ser que simplemente no hayan encontrado material de lectura que los motive.
Piensa en lo que le gusta hacer a tu hijo. ¿Tiene un pasatiempo o área especial de interés? ¿A tu hijo le gustan los dinosaurios? ¿A tu hija le gusta la gimnasia? Al encontrar material de lectura que despierta su interés y los atrae a la lectura, le está dando a tus hijos un impulso motivador.

11 consejos para motivar a su hijo a leer.

  1. Tómate un tiempo para leer. Si tu hijo tiene un horario abarrotado y la lectura se mueve entre la gimnasia y la práctica de la banda, la lectura puede parecer una tarea desagradable. Permite que la lectura sea un momento relajante y agradable, libre de presiones.
  2. Reserva un tiempo regular de lectura en voz alta con sus hijos. Elije una variedad de literatura de alta calidad que se adapte a la edad e intereses de su hijo. Los audiolibros son otra gran opción para un lector reacio. Y no abandones el tiempo de lectura en voz alta cuando tus hijos crecen, nadie es demasiado mayor para una lectura en voz alta.
  3. Asegúrate de que el material de lectura no esté más allá de las habilidades de lectura de tu hijo. El interés puede estar allí, pero si el libro es difícil de leer, la motivación de tu hijo disminuirá.
  4. Crea un acogedor rincón de lectura. ¡Un espacio de lectura especial puede ser todo el estímulo que su hijo necesita para establecerse y pasar tiempo con un buen libro!
  5. Motiva a los niños a leer en rincones de lectura
  6. Busca una variedad de material de lectura. Los niños a menudo gravitan hacia los estantes de ficción en la biblioteca, pero no se detengan allí. Hay muchos otros géneros a tener en cuenta: los libros de chistes, los libros de cocina, los libros de instrucciones, las novelas gráficas y las biografías son grandes posibilidades de no ficción. Y las revistas para niños pueden ser una excelente manera inmediata de alentar a un niño a leer.
  7. Intenta leer con tu lector con dificultades. La lectura de amigos puede ayudar a mejorar la fluidez de un niño y hacer que se sienta más cómodo leyendo solo.
  8. Haz que tu lector reacio lea libros ilustrados fáciles para hermanos menores. Esto proporciona una práctica excelente, y no le costará trabajo.
    Ejemplo: Niño leyendo a la hermana menor o a mamá
  9. ¡Que el humor haga su magia! Selecciona un libro divertido al nivel de lectura de tu hijo y lee el primer capítulo en voz alta. Entonces deja de leer. Si tu hijo quiere saber qué sucede después, ¡tendrá que leerlo él mismo!
  10. Exhibe un amor por la lectura. Cuando tus hijos observan que te encanta leer, es más probable que desarrollen un amor por la lectura ellos mismos.
  11. Proporciona acceso a libros. Usa tu biblioteca pública. Crea una biblioteca hogareña. Mantén los libros accesibles. Cuando tu hijo decide que quiere leer, asegurate de que tenga un libro a su alcance. En internet puedes encontrar numeroso recursos de lecturas en pdf para niños.

¿Has descubierto una excelente manera de motivar a tu hijo a leer?

¡Compártenos tu experiencia en los comentarios!

Añadir un comentario

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos requeridos están marcados